Educar en el Amor

Maestra Arlet Camacho de Rivas

¡Suena bien!, pero, el amor ¿se tiene que educar? Es una pregunta interesante para hacerla a los padres de familia y educadores.

Pues bien, primero tenemos que conocer el significado tanto de la palabra educación como de la palabra amor, ya que a través del tiempo y de acuerdo a la cultura e ideología que cada sociedad toma como propia, se puede ir cambiando el significado de las palabras y se puede caer en distorsionar por completo el significado, o reducirlo a algo sin importancia y sin trascendencia como se ha hecho con la palabra AMOR.

Entonces, educar significa sacar lo mejor de la persona, guiar, conducir al educando para que pueda desarrollar todas sus potencialidades.

Ahora pasemos con el significado de la palabra amor, el verdadero amor, es un acto de la voluntad que se manifiesta con la donación de uno mismo, buscando siempre el bien del ser amado.

Educar en el amor, entonces va mucho más allá que solo decirle al otro, te amo, te amo, te amo, el verdadero amor se tiene que traducir en obras, no se puede quedar estacionado, el amor es activo, tienes que querer amar, por lo tanto, sí se puede, y no solo se puede, se debe educar en el amor.

La pregunta que seguiría ha esta afirmación sería ¿cómo puedo educar en el amor y desde cuándo?

El amor se educa enseñando a nuestros hijos a pensar en el otro, ocuparse del otro, sacrificarse por el otro, dando generosamente tiempo, consejos, respeto.

¿Desde cuándo?, desde antes de nacer, los padres empiezan a educar y a formar a sus hijos, desde que hombre y mujer, como esposos, se dan ese sí, SÍ me comprometo, SÍ quiero estar contigo y compartir mi vida, SÍ quiero que formemos una familia y tantos “SÍ” que encierra el compromiso matrimonial y la vocación a la que están llamados como padres de familia.

Ahora sólo me queda invitarte, querido lector a que te quedes con una pequeña reflexión, ¿Estas comprometido a educarte y educar a los que te rodean en el verdadero amor? O ¿Estas estacionado esperando solo recibir, sin dar? O acaso, ¿tienes una idea equivocada de lo que es el verdadero amor?

No permitamos que tantas ideas equivocadas de lo que es el verdadero amor, afecten nuestras vidas.

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player





Recibir boletín:
Dejar de recibir boletín

Facebook Twitter
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player